Usted está en : Portada : Reportajes Lunes 19 de septiembre de 2005

Se viene la Región del Maipo

La confianza de los diputados Hidalgo y Venegas deberá mantenerse sujeta a la voluntad del ejecutivo.

Guillermo Escobar Ramírez

Tal como Sexual Democracia le cantara en los 90' a Valdivia para convertirla en capital del país, 15 años después un proyecto de ley que el gobierno enviará al congreso asoma como un verdadero himno para los habitantes del Calle Calle.

En el norte, la fiesta ha contagiado a los ariqueños, generando grandes expectativas en torno a una mayor autonomía financiera y un reordenamiento territorial del país.

La propuesta ha movilizado a los parlamentarios del distrito 15 ante el virtual acortamiento de las distancias entre una eventual tramitación legislativa y la concreción de la denominada Región del Maipo, un viejo anhelo para las provincias de San Antonio, Melipilla y Talagante.

Para los diputados Carlos Hidalgo y Samuel Venegas, la pregunta respecto al interés que presente un territorio más que el otro no es viable si se consideran los avances en conversaciones sostenidas con diversos sectores económicos y productivos de las zonas que forman parte de la idea.

El representativo aliancista manifestó que "es en este mismo proyecto (el que beneficiaría a Valdivia y Arica) tiene que ingresar la pretensión de los demás de querer ser región".

"Ahí estamos nosotros, generando una gran fuerza entre gobernadores, alcaldes y diputados, conversando con Melipilla y Talagante", añadió.

El parlamentario emplazó a las partes comprometidas con la iniciativa a aunar esfuerzos para la consecución del proyecto.

unión con vi región

Sin embargo, Hidalgo postula una modificación a la idea original; anexarse a la sexta Región del Libertador Bernardo o'Higgins.

¿Algo que no lo convenza de la Región del Maipo?

"Me gusta más la idea de ser puerto de la VI Región, ya que ésta no lo tiene y sí se trata de una zona con mucha exportación de vinos, frutas y maderas. Estamos en conversaciones con algunos dirigentes locales, apreciando su sensibilidad y asumiendo que ellos comparten la idea".

O sea que por allá están de acuerdo...

"Lo único que desean es tener un puerto y estamos al lado, somos vecinos y estamos al otro lado".

¿Ha identificado ventajas comparativas para formar una nueva región?

"En comparación con Valparaíso, tenemos tres accesos. La Ruta de la Fruta, la Ruta del Sol y la 78 a Viña del Mar por Lagunillas colocan especiales condiciones a San Antonio. Nuestro molo de abrigo es mejor que Valparaíso y estamos mejor para exportar productos que aquí se fabriquen en centros industriales a la espera de llegar. Sin ánimo de pelear, seríamos de igual o mayor peso que Valparaíso que nunca nos ha dejado crecer. Siento que no pertenecemos a la Quinta Región".

¿Cómo garantizar continuidad tras los resultados eleccionarios?

"Esto lo planteé el 2001. Se suma a la idea de pelear para el 10% de utilidades sea nuestro. Presenté ese proyecto en junio de 2003 y 75 diputados lo aprobaron para todos los puertos del país, no sólo para dos porque no vamos a tener el resto de los votos".

¿Qué nota le pone a la confianza de ser nueva región?

"Un siete".

cuestión de tiempo

Para el diputado concertacionista Samuel Venegas, la materia requiere necesariamente una nueva revisión, con el aporte de un trabajo amplio que ligue a sectores base de la zona.

"Es necesario contar con el número de habitantes necesarios para ello y la autosustentación económica; si no, no hay posibilidad de ser creada", argumentó.

¿Son actuales barreras?

"Creo que no, pero hay que hacer el lobby correspondiente; hoy hablamos de tres provincias que no cubren la cantidad suficiente de habitantes. Necesitamos un millón de personas y esto hay que madurarlo y aprovechar el evidente entusiasmo que nace de esta idea, más aún si no se necesitan reformas constitucionales".

El diputado Hidalgo habló de anexarse a la VI Región...

"Creo que es algo que está lejos de nuestra realidad; se trata de una zona productiva que tiene que embarcar y desembarcar por el puerto de San Antonio y las distancias matan. Hoy vemos que eso aniquila y absorbe las posibilidades de alejarse del centralismo; estaríamos cambiando un mal por otro".

Si esa idea no le gusta ¿hay una mejor?

"No separarse ni de Melipilla ni Talagante, sino integrar a otros territorios más cercanos a la capital, con barrios industriales consolidados. Pienso por ejemplo en Maipú y creo que hay que apuntar a números de personas, instituciones y comunas que no hagan parecer esto un slogan o palabras vanas que no se justifican ni económica ni administrativamente".

Usted e Hidalgo enfrentan elecciones ¿eso le resta fuerza a la idea?

"No porque no es algo planteado desde hace poco. Siempre fui parte de la discusión, incluso antes de ser diputado, es un tema analizable respecto a sus inconveniencias o aciertos. Sí hay que tener una voluntad asociativa".

¿Está conversada la propuesta a la candidata Michelle Bachelet?

"No".

 

Aconcagua; Isla de Pascua; Maipú y Cardenal Caro; San Antonio, Melipilla y Talagante.

 

Por qué se priorizó a Valdivia y Arica

 

Una vez aplicada la regionalización en el país, en 1974, Arica y Valdivia vieron amenazados sus intereses económicos. Por ello, buscaron separar aguas de las capitales regionales para evitar mayores detrimentos. Sin embargo, esta idea siempre chocó con la Constitución, que establecía en forma rígida la existencia de 13 regiones, lo que fue eliminado en la actual reforma facilitando la posibilidad de abrir algunas nuevas. El anuncio fue recibido con beneplácito en las ciudades.

 

 
 
Opciones
Volver a la portada Volver a la portada
Enviar este artículo Enviar este artículo
Imprimir sólo texto Imprimir sólo texto